BENEFICIOS-ROJO

¿Por qué contratar un diseñador de iluminación profesional?

El valor agregado que un servicio profesional aporta al proyecto puede redundar en el éxito del mismo y por consiguiente los honorarios no constituyen un sobre costo, por el contrario reducen los presupuestos e incrementan la eficiencia del proyecto.

Hacer una iluminación deficiente implica pérdida de dinero, ya que duplica los costos al tener que rehacer un trabajo mal ejecutado, dañando no solo la imagen del proyecto ante el usuario sino poniendo en riesgo el nombre de sus propietarios y de quienes intervienen en él.

Los diseñadores de iluminación son parte integral y fundamental del equipo de trabajo de constructores, arquitectos, diseñadores de interiores y propietarios. No hay un substituto para un profesional en el diseño de iluminación que:

  1. Conoce, interpreta, y materializa las necesidades del usuario.
  2.  Reduce los costos de construcción, administración y operación de un proyecto, haciéndolo más eficiente, al proponer luz donde se necesita, cuando se necesita y como se necesita. Conoce, interpreta, y materializa las necesidades del usuario.
  3. Convierte en realidad la idea del cliente logrando los efectos precisos con los productos adecuados.
  4. Selecciona los productos más apropiados costo –beneficio y eficiencia energética para un proyecto.
  5. Crea la solución de iluminación precisa e innovadora para alcanzar el balance perfecto entre función y forma
  6. Soluciona los retos puntuales de iluminación dentro de un amplio rango de alternativas de iluminación interior y exterior.
  7. Refuerza y realza cualquier tipo de espacio a través del diseño de iluminación de forma creativa y funcional.
  8. Son una fuente clave para el desarrollo e implementación de soluciones de iluminación practicas, innovadoras y económicamente viables.
  9. Entienden el rol de la iluminación en la arquitectura y el diseño interior, soportado en la experiencia y el conocimiento de los sistemas y la tecnología.